¿ Podemos hablar realmente de educación ?

¿ Podemos hablar realmente de educación ?

¿Educar o entrenar?

Desde hace algunos años me he sentido incomodo viendo como el sistema ha procurado potenciar el conductismo como la principal estrategia formativa encubierta en la un sinónimo forzado que llamamos constructivismo.

Sin embargo ha sido en estos últimos años que se ha tornado evidente como los estudiantes se han convencido de que la formación de calidad es aquella en la que las instrucciones son tan claras que les es imposible hacer otra cosa. Hoy veo con amargura e incomodidad que la opción de pensar desaparece día a día en quienes deberán buscar soluciones mañana.

Es evidente que esta mirada no es propia, ni mucho menos local.

Buscando en la red, en bibliotecas o preguntando en la universidades, ( las que quedan aun merecedoras de tal nombre), se hace evidente la continua acomodación del llamado currículo con el fin de adaptarse a los cambios y necesidades de la empresa.

¿ Necesitamos gente que piense? ¿ Necesitamos gente que argumente ? ¿ que discuta? ¿ que procure cambios? ¿ que pueda evidenciar los errores cometidos ?

Lo que se necesita es gente capaz de buscar soluciones; soluciones a un problema que nadie quiere ver..

ChatClick here to chat!+
Abrir la barra de herramientas